Fatiga visual: 8 consejos para mejorar la salud de tus ojos

Miércoles, 2 Agosto 2017 - 4:33pm

La fatiga visual o astenopia, es la respuesta de nuestros ojos al esfuerzo muscular y exposición excesiva durante largos períodos; también es un padecimiento ocupacional muy común. De acuerdo con la Asociación de Optometría Americana, más del 70% de los trabajadores presenta problemas oculares o fatiga visual digital, por el uso de la computadora en su jornada laboral.

Los síntomas más comunes de la astenopia son la quemazón, escozor y enrojecimiento de los ojos, ojo lloroso y mayor sensibilidad, dificultad para enfocar, visión de manchas en el campo visual, vista borrosa, fotofobia (sensibilidad a la luz); e incluso pueden manifestarse otros síntomas como migrañas, mareos, contractura y dolor cervical.

La fatiga ocular puede originarse por diferentes causas como la concentración visual en un objeto durante largo tiempo, oscilaciones y movimientos de imágenes en una pantalla, sobreesfuerzo visual prolongado para enfocar de cerca sobre todo en personas mayores de 40 años, sequedad ocular, mala iluminación, trabajo permanente delante de un computador, así como también malos hábitos de higiene visual.

¿Cómo prevenir la fatiga visual?

A continuación, mencionamos algunos consejos para evitar el cansancio visual y cuidar la salud de nuestros ojos:

  1. Optimiza la iluminación en tu lugar de trabajo.
  2. Procura que la distancia entre tu asiento y la computadora sea superior a 50 cm.
  3. Aprende a ajustar la iluminación de tu computador, así como del teléfono móvil y demás aparatos electrónicos que uses.
  4. Al realizar alguna actividad que requiera concentración visual, procura parpadear constantemente para evitar sequedad ocular.
  5. Cuando leas en la computadora o cualquier otro dispositivo electrónico, procura que las letras no sean pequeñas debido a que esto va a exigir mayor nitidez a los ojos y va a generar un sobre esfuerzo visual para poder enfocar.
  6. Realiza descansos periódicos de la actividad visual y levántate del sitio para no mantener la vista fija.
  7. Al menos una vez al año realízate una revisión de los ojos y si ya usas lentes cuida de ajustar la fórmula según lo necesites.
  8. No uses anteojos ya formulados que venden en tiendas o farmacias. Siempre debes acudir a un especialista de la vista antes de empezar a usar lentes.

Pon en práctica estos simples consejos y no pierdas de vista el cuidado de tus ojos. Si necesitas hacerle seguimiento a tu salud visual, no dudes en realizarte una evaluación oftalmológica.

Fuentes: Confederación Española de Organizaciones Empresariales / CNN en Español