fbpx
Medical Assistant - Clínicas de Salud Ocupacional

Pruebas moleculares, serológicas y de antígenos: conoce sus diferencias

La principal diferencia entre las pruebas serológicas con las pruebas moleculares o PCR, es que las pruebas serológicas no son útiles para hacer un diagnóstico, sino que solo se usan para saber si ya hay protección contra el COVID-19. Foto: Freepik

Existen tres pruebas diferentes que permiten saber si una persona está infectada con COVID-19: las pruebas moleculares, serológicas y de antígenos. Las moleculares y las de antígenos son pruebas de diagnóstico y las serológicas son pruebas de anticuerpos. El este artículo te explicaremos las características de cada prueba.

Pruebas de antígenos

Las pruebas de antígenos buscan proteínas específicas, llamadas “antígenos”, del virus SARSCoV-2. Si la prueba muestra estos antígenos, significa que la persona tiene el virus en el cuerpo. Es decir, si da positivo en la prueba, significa que actualmente esa persona tiene COVID-19 y puede transmitirles el virus a otras personas.

El procesamiento para la toma de prueba de antígenos es sencillo, ya que solo se necesita realizar un hisopado nasofaríngeo (tomar una muestra de secreción nasal) y colocarlo en un medio de transporte. Luego, se procesa la muestra en un casete donde está la tira reactiva que dirá si el resultado es positivo o negativo.

Muestra dos líneas si el individuo tiene coronavirus, y una si no se tiene. El tiempo que hay que esperar para saberlo es de unos 15 minutos aproximadamente, mucho más rápido que las pruebas PCR, que pueden demorar entre 24 y 48 horas.

Las pruebas de antígenos se usan en las personas que ya presentan síntomas de COVID-19. Como estas pruebas son rápidas y menos costosas que las PCR; si se usan de manera adecuada, pueden ayudar a evitar la propagación del COVID-19 en lugares en los que las personas conviven, como las escuelas, las residencias de adultos mayores o las prisiones.

Pruebas serológicas

Por su parte, las pruebas de anticuerpostambién conocidas como pruebas serológicas, determinan si una persona ha estado infectada en el pasado al detectar la presencia de anticuerpos o proteínas producidas en la sangre por el sistema inmune para ayudar a neutralizar el virus.

Es decir, a través de una gota de sangre la prueba detecta los anticuerpos que produce el organismo mientras está respondiendo o ha respondido en algún momento a esta infección. Estos anticuerpos son los IgM (inmunoglobulina M) y los IgG (inmunoglobulina G), que se adhieren al virus para desactivarlo o eliminarlo.

Si la muestra revela una elevada cantidad de anticuerpos, la prueba es positiva. Esto significa que una persona tiene o tuvo la enfermedad recientemente. El resultado tarda unos 15 minutos y no requiere de equipos de laboratorio complejos.

La Organización Mundial de la Salud (OMS) no recomienda estos análisis para diagnosticar a un paciente que necesita atención. La razón es que el organismo puede tardar al menos diez u once días en liberar los anticuerpos IgM y los IgG, y luego pueden quedarse por dos o tres meses (potencialmente más tiempo) en el cuerpo antes de que sean indetectables, aunque el virus ya se haya ido.

Pruebas moleculares

La prueba molecular (PCR) es una prueba de laboratorio que puede identificar el virus que provoca el COVID-19 (coronavirus) en las secreciones de la parte superior de la garganta por detrás de la nariz (exudado nasofaríngeo) y en la garganta posterior a la boca (orofaríngeo). Se realiza con un hisopo. La comunidad médica considera la detección del coronavirus por PCR como el estándar de oro.

Al realizar una prueba de diagnóstico mediante PCR, lo que permite detectar es un fragmento del material genético de un patógeno o microorganismo. La PCR, cuyo uso es común y rutinario en los laboratorios de microbiología de hospitales, centros de investigación y universidades, se basa en las características de estabilidad al calor de una enzima polimerasa.

Tras el análisis en un laboratorio de microbiología de una muestra respiratoria de una persona sospechosa de estar infectada, si la prueba detecta ARN del virus, el resultado es positivo. Así se sabe que ese paciente tiene COVID-19. En cambio, si la técnica de PCR no detecta el material genético del virus, la persona no estaría infectada.

Principales diferencias entre las pruebas moleculares, serológicas y de antígenos

La principal diferencia entre las pruebas serológicas con las pruebas moleculares o PCR, es que las pruebas serológicas no son útiles para hacer un diagnóstico, sino que solo se usan para saber si ya hay protección contra el COVID-19.

En cambio, las pruebas moleculares detectan la presencia del SARS-CoV-2 con mucha más precisión, a diferencia de las pruebas de antígenos que también pueden detectar el virus, pero al no ser tan precisas pueden también generar falsos positivos.

Fuentes
LinkedIn
Twitter
Facebook
WhatsApp
Telegram
Perfil hormonal: ¿qué es y qué información aporta? - Medical Assistant
Salud General

Perfil hormonal: ¿qué es y qué información aporta?

El perfil hormonal de cada persona puede variar de acuerdo con el estilo de vida que lleve. Por lo general, la obesidad, es un causante de los desajustes hormonales, así como también la edad y afecciones en el sistema endocrino, son factores determinantes en los resultados del perfil.

Seguir leyendo »