¿Por qué sientes cansancio después de comer?

Miércoles, 2 Mayo 2018 - 7:35pm

Muchas personas creen que luego de comer es común en sentir fatiga o letargo en las dos horas siguientes; y aunque son muchas las causas a las que se les puede atribuir este cansancio, lo cierto es que los alimentos normalmente deben aumentar la energía y proporcionar una nutrición adecuada para mantenernos activos y saludables.

Si con frecuencia tras almorzar sientes ganas de dormir, es probable que los alimentos que estás consumiendo contribuyan a esta sensación.

Generalmente, luego de ingerir alimentos el organismo activa el sistema parasimpático buscando su estado de relajación. Ciertamente un problema de mala digestión puede ser la causa, sobre todo si se consumen alimentos sumamente copiosos y grasosos (más difíciles de digerir), pero es posible también que algún otro factor esté involucrado en su origen.

Niveles de glucosa en los alimentos

De acuerdo con Denis Burdakov, investigador de la Universidad de Manchester, la verdadera razón del sueño que sentimos después de la comida radica en las variaciones de la glucosa en la sangre consecuencia de los alimentos ingeridos,

La glucosa hace descender las orexinas que son péptidos producidos por neuronas especializadas situadas en el hipotálamo que participan en la regulación del ciclo diario de sueño y la vigilia en el control del apetito. La inclinación hacia ciertos tipos de alimentos puede causar fatiga extrema después de comer.

Si los alimentos tienen menos valor nutricional y son procesados y repletos de carbohidratos, el cuerpo se cansa después de comer. Esto ocasiona mayor trabajo en el sistema digestivo, llevando a la fatiga excesiva.

Niveles de estrés

Afecta la correcta digestión de los alimentos, incluso altera la absorción de los nutrientes y vuelve lento el proceso digestivo, tras lo cual el estado somnoliento se hace presente luego de comer.

Muchas personas, y aún más trabajadores, pasan los días bajo el dominio del Sistema Nervioso Compasivo, es decir, un estado constante de ‘lucha o huida’, con niveles altos de adrenalina circulando. Cuando está estresado, su cuerpo tiende a usar más glucosa en lugar de la grasa corporal como combustible, ya que cree que necesita un combustible que se queme rápido para sacarlo del ‘peligro’.

Alergias

Algunos de los ingredientes en los alimentos pueden causar alergias; el sistema inmunológico actúa para eliminar los efectos alérgicos. Este trabajo resta energía al cuerpo para emplearla de lleno en la digestión de los alimentos, dando como resultado el cansancio y sensación incluso de mareos y desgano luego de comer.

Alimentos de debes evitar

Durante la jornada laboral es necesario contar con la suficiente energía para llevar a cabo todas las actividades del día según los estándares de eficiencia, eficacia y calidad. Para evitar esta sensación de fatiga, que pudiese afectarte en la segunda parte de la jornada, toma en cuenta las siguientes recomendaciones:

  • Evita las comidas ricas en carbohidratos y grasas; consume alimentos que tengan una buena cantidad de vitaminas, proteínas, minerales y otros nutrientes para mantenerte saludable y contribuir a la energía.
  • Consume comidas ricas en proteínas y en porciones moderadas, comer sano y alimentos nutritivos a intervalos adecuados pueden ayudar al cuerpo para mantener la energía y evitar el cansancio.
  • Evita bebidas alcohólicas durante la comida.
  • Duerme de acuerdo con tu edad (adultos entre 7 y 8 horas).

Un empleado sano es un empleado más productivo, sigue estas sencillas recomendaciones y que la comida no te quite la energía. Aprende más acerca de Salud Ocupacional y Salud General en nuestro blog.

Fuentes: BBC Mundo y El Universal México